Maanantai 24.6.2019
"
Jumala lunastaa minut, hän tempaa minut tuonelan otteesta. Ps. 49:16

Al escuchar la Palabra de Dios

en español 24.11.2015 12:00 | Siionin Lähetyslehti
La Biblia comienza con la historia en la que Dios crea el mundo por Su palabra. Justo en el principio Dios habló de la primera pareja humana, Adán y Eva. El tercer capítulo de la Biblia nos dice cómo el hombre cayó en la tentación de no oír la palabra de Dios: “¿Conque Dios os ha dicho: Vosotros no comáis de todo árbol del huerto” (Gen 3:1) Como consecuencia de la caída en el pecado, el hombre pone en duda si la palabra de Dios es verdadera.
Dios es el que abre los oídos de una persona para oír (Job 36:10). El Antiguo Testamento describe diversos diálogos entre el pueblo de Israel y Dios. Por ejemplo, los patriarcas-nuestros antepasados-querían ser obediente a la palabra de Dios en las varias situaciones en su vida.

El Antiguo Testamento también contiene muchas historias de cómo los miembros del pueblo elegido no querían ser obedientes a la palabra de Dios. En esos momentos, los profetas tenían la tarea de ser mensajeros de Dios. Jeremías, por ejemplo, revela claramente cuya misión es el: “Así ha dicho Jehová” (Jeremías 18:11).

Los profetas recordaban al pueblo de Israel de la alianza entre Dios y el pueblo, y el modo de vida que implicaba. Incluso la carta a los Hebreos en el Nuevo Testamento se refiere a la palabra de Dios a la gente de la Antigua Alianza: “Dios, habiendo hablado muchas veces y de muchas maneras en otro tiempo a los padres por los profetas” (Hebreos 1:1).

Si alguno tiene oídos para oír, oiga

En el Nuevo Testamento, Cristo mismo, que fue palabra hecha carne, enseña que cualquier hombre que tenga oídos para oír debe escuchar Él (Mar 7:14, 16). Los evangelios muestran sorprendentemente muchas situaciones en las que la gente quería escuchar la palabra de Dios. Lucas relata: “Aconteció que estando Jesús junto al lago de Genesaret, el gentío se agolpaba sobre él para oír la palabra de Dios” (Lucas 5:1).

En la parábola del sembrador Jesús habla sobre los diferentes tipos de oyentes de la palabra. Uno escucha la palabra de Dios, sino porque él no lo entiende, el diablo arrebata la palabra sembrada. Otro recibe con alegría la palabra, pero la rechaza cuando se encuentra con dificultades.

El tercer oyente recibe la palabra, pero las preocupaciones temporales, riquezas y placeres prevenir su crecimiento. Algunos de los oyentes comprenden buena tierra: oyen la palabra de Dios, lo entienden, y dan fruto (Lucas 8:4–15).

En el idioma original del Nuevo Testamento, el Griego, las palabras oír y ser obedientes se derivan de la misma raíz: escuchar. De hecho,  oír y ser obediente en la palabra de Dios van de la mano. En el Evangelio según San Lucas, Jesús dice: “Antes bienaventurados los que oyen la palabra de Dios, y la guardan” (Lucas 11:28).

Hermosos son los pies de los que traen noticias de la alegría

Un lugar esencial en la Biblia referente a oír la palabra de Dios se encuentra en la carta a los Romanos: “Pues la Escritura dice: porque todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo. ¿Cómo, pues, invocarán a aquel en el cual no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien les predique? ¿Y cómo predicarán si no fueren enviados? Como está escrito: ¡Cuán hermosos son los pies de los que anuncian la paz, de los que anuncian buenas nuevas! Mas no todos obedecieron al evangelio; pues Isaías dice: Señor, ¿quién ha creído a nuestro anuncio? Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios” (Romanos 10:13–17).

La fe viva nace al escuchar las palabras de Cristo. Las palabras de las Escrituras cobran vida cuando se les predicaron por hijos de Dios a través del Espíritu Santo. Esto no excluye la importancia de leer la Biblia. La palabra de Dios contiene la energía que edifica una persona creyente (Ley 20:32). La palabra de Dios es la sabiduría de Dios, no la sabiduría del hombre. La palabra de Dios debe ser predicada, como está escrito (1 Corintios 2:6–9).

Los primeros cristianos se alegraron sobre lo que habían escuchado. Pablo y Timoteo compartieron esta alegría con los Colosenses, entre otros, cuando un grupo de personas que había aceptado el evangelio y por lo tanto recibió la esperanza de la vida eterna en su vida (Col 1:4–6). La fe en Cristo hizo la gente actúa por el bien de sus vecinos y unos a los creyentes entre sí. Los hijos recién nacidos de Dios querían predicar a los demás y dar a conocer ampliamente el evangelio que habían recibido como un regalo (1 El 1:6, 8).

Los Hechos de los Apóstoles nos describe la vida sencilla de la congregación primitiva: “Y perseveraban en la doctrina de los apóstoles, en la comunión unos con otros, en el partimiento del pan y en las oraciones” (Hechos 2:42). Recibimos el cuidado de la palabra de Dios para nuestro corazón en la unidad de la congregación de Cristo.

Texto: Noora Tala-Kopperoinen
Traducción: MB
Recursos: Siunaus, Ajankohtaista 2013

Julkaistu espanjankielisessä kieliliitteessä 24.11.2015.

Toimittanut Olli Lohi

Avaa suusi, pääskysen poika

Lapin luonto oli Laestadiuksen ”yrttitarhaa”. Siellä hän viihtyi, ja siellä hän tunsi olevansa kotonaan. Hänestä kehittyi yksi aikansa parhaista Lapin kasviston tuntijoista. Laestadius maalasi saarnoissaan Lapin maisemaa ainutlaatuisella tavalla. Hän riisui teologialta kaavun ja asetti sen kasvotusten arkitodellisuuden kanssa.

20 €

Kiiruhda katsomaan – Pääsiäinen sävelin

Pääsiäisajan virsiä, Siionin lauluja ja muuta pääsiäismusiikkia sisältävä äänite on jatkoa Joulu sävelin -äänitteen aloittamalle soitinmusiikin sarjalle. Jeesuksen kärsimystä ja kuolemaa käsittelevä osuus vie kuulijan keskelle Golgataa ja kristikunnan suurta surua. Äänitteen loppupuolella surumielisyys väistyy ja kuoleman voiton sanoma tuo lohtua ja iloa.

24 €

Hanna Aho
Kuvittanut Silja-Maria Wihersaari

Minne Taivaan Isä meni?

Kertomus lapsenuskosta ja ihmeellisestä varjeluksesta maailmassa, jossa ei uskota Jumalaan. Mukana on CD-äänikirja.

22 €

Tapio Holma

Ettekö ole lukeneet? Sytykkeitä Raamatun tutkimiseen

Kirja nostaa esiin raamatunkohtia, joiden henkilökuvat tai tapahtumat antavat ajattelemisen aihetta. Monet henkilöistä ovat Raamatun suurten kertomusten sivuhahmoja, tavallisia ihmisiä, joiden kohdalle Jeesus pysähtyi, tai jotka Jumala valitsi työvälineikseen.
Pääosa kirjoituksista on julkaistu aiemmin Päivämiehen Kapsäkki-liitteessä.

19 €

Toimittanut Hanna Kallunki

Hyvä että kerroit

Blogitekstejä elämästä, uskosta ja toivosta

Teksteissä avautuu ikkunoita Päivämiehen blogikirjoittajien arkeen ja ajatuksiin. Kirjoituksissa pohditaan niin keskeneräisyyttä ja katoavaisuutta kuin harrastuksen olemusta ja kasvatuksen haasteita. Kipu ja kaipaus, ilo ja toivo, elämän ihmettely saavat muotonsa sanoissa.

Mediatilan tähän myy Päivämiehen ilmoitusmyynti.
Ota yhteyttä:
pm.ilmoitukset@srk.fi